Herencia de caudillos: una amenaza para desarrollo democrático en Honduras

Falta menos de un mes para las elecciones generales en Honduras, y los desacuerdos entre candidatos a elección popular de distintos partidos políticos crecen, pero si hay algo en lo que todos concuerdan es en no hablar acerca de sus parientes dentro de la política partidista.

Texto: María Celeste Maradiaga.
Fotografías: Martín Cálix.


El tema de las parentelas en la política partidista no es discutido por ninguna de las tres fuerzas mayoritarias en el país actualmente: Partido Nacional (PN), Partido Libertad y Refundación (Libre) y Partido Liberal (PL), partidos en los cuales existen más familiares compitiendo en la carrera electoral para estas próximas elecciones generales el 28 de noviembre.

En Honduras no existe una ley que prohiba a personas con lazos sanguíneos o por afinidad postular a cargos de elección popular, salvo algunas excepciones. El artículo 263 de la Constitución de la República establece que «no podrán ser presidentes, gerentes generales y directores generales de instituciones descentralizadas, el cónyuge o la cónyuge, los parientes del presidente de la República y de los designados presidenciales dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad».

Lo mismo sucede con la Ley Electoral, dentro de las prohibiciones a partidos políticos en el artículo 72 no existe alguna que prohíba a familiares, dentro de ningún grado de consanguinidad o afinidad, competir para un puesto en el curul legislativo, en instancias municipales o en la misma presidencia.

Este año electoral, incluso, participaron los hermanos de la consejera del Consejo Nacional Anticorrupción (CNE), Rixi Moncada. Su hermano, Mario Moncada, iba como candidato a alcalde por el municipio de Talanga en el Partido Libre, y, Claudia Berónica Moncada, su hermana, fue electa como candidata a diputada por Francisco Morazán por el mismo partido en las elecciones primarias.

El CNE inhabilitó a los hermanos de la abogada amparándose en el artículo 199 de la Constitución de la República, el cual establece que «no pueden ser elegidos diputados el cónyuge y los parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad de los los Magistrados del Tribunal Supremo Electoral y el director y los subdirectores del Registro Nacional de las Personas», según indica el numeral 8 de este artículo. Posteriormente, el Tribunal de Justicia Electoral declaró «sin lugar» los recursos de apelación interpuestos por los hermanos de la consejera ante la inhabilitación del CNE.

Contracorriente contactó a autoridades del CNE para conocer cuántos candidatos han sido inhabilitados por tener lazos sanguíneos con funcionarios de Gobierno, sin embargo, las peticiones nunca fueron atendidas.

El abogado y analista político Josue Murillo explica a Contracorriente que mientras los partidos no reflexionen ni hagan cambios a lo interno, la Ley Electoral no será modificada, debido a que estos partidos son los mismos que promueven la corrupción y el nepotismo, y esto de alguna manera podría afectarlos.

«Una cosa es lo que queremos ver y otra cosa es el realismo político. Partiendo de las dinámicas políticas que tenemos hoy por hoy en el país, es muy difícil que estos partidos, representados en el Congreso Nacional por mandaderos y mandaderas de los caciques que operan dentro de los partidos, operen en contra de sus propias estructuras político-partidarias. Eso sería un Harakiri político que no van a cometer», manifiesta el abogado Murillo.

Parentescos políticos salpicados de corrupción

Uno de los rostros que más destaca en la política hondureña actual es el de David Chávez Madison, candidato a alcalde por el Distrito Central por el PN. El candidato a alcalde tiene a su hermano, Pedro Antonio Chávez Madison, como candidato a diputado por el departamento de Francisco Morazán en el mismo partido, siendo el más votado en estas últimas elecciones primarias con más de 95,000 votos.

El candidato nacionalista al Congreso Nacional, Pedro Chávez, junto a su hermano David Chávez, candidato nacionalista a la alcaldía del Distrito Central. Tegucigalpa, 21 de agosto de 2021. Foto: Martín Cálix.

Como diputada suplente de Pedro Antonio Chávez está Nancy Santos, esposa del alcalde del municipio de Talanga, Roosevelt Avilez. Nancy y su esposo fueron detenidos el pasado 18 de octubre por suponerlos responsables del delito de lavado de activos en perjuicio de la economía del Estado de Honduras.

Recomendamos leer: Violencia, clientelismo y corrupción: un perfil de David Chávez Madison

Los espacios políticos de la familia Roosevelt no terminan ahí. El hijo del actual alcalde de Talanga, quién lleva el mismo nombre de su padre, Roosevelt Avilez Santos, compitió con su padre por la alcaldía de Talanga. «Roosevelito», como es conocido por sus simpatizantes, venció a su progenitor por más de 4000 votos en las elecciones primarias.

En el mismo partido político está Gladis Aurora López Calderon, actual diputada y candidata a reelección por el departamento de La Paz y su hija, Ana Lucia Castro Lopez, quién va como vicealcaldesa por el municipio de Marcala, La Paz.

Gladis Aurora López pertenece a la junta directiva del Congreso Nacional, y fue mencionada entre los 21 políticos hondureños con hechos significativos de corrupción según la Lista Engel del Departamento de Estado de Estados Unidos. Se le acusa de incurrir en actos de corrupción, y fue acusada en el caso de Arca Abierta por 800,000 dólares sustraídos de varias instituciones estatales.

Juan Carlos Oliva, hijo del presidente del legislativo, Mauricio Oliva, fue el candidato a diputado más votado —a pesar de nunca haber incursionado antes en la política— en el departamento de Choluteca, en las pasadas elecciones primarias, con más de 40,000 votos, casi la misma cantidad de marcas que obtuvo su padre como candidato presidencial en este departamento (44,703 votos).

En el departamento de Intibucá es candidato por la alcaldía del municipio de Intibucá, Selvin Sadi Márquez Euceda, hermano del actual diputado y jefe de bancada del PN en el Congreso Nacional, Nelson Marquez, quien actualmente busca reelegirse.

El jefe de bancada del PN fue uno de los que participó en la sesión legislativa del pasado 7 de octubre, en la que se aprobaron reformas a la Ley de Lavado de Activos, al Código Penal, al Código Procesal Penal y a la Ley de Fiscalización de Partidos Políticos. En esta misma reunión, denunciada por los diputados de oposición, se otorgaron beneficios fiscales a los inversionistas de las ZEDE en Islas de la Bahía, se quitaron las facultades de investigación del Ministerio Público en materia de corrupción, y se criminalizó la protesta.

Recomendamos leer: Congreso Nacional de Honduras se blinda de impunidad tras revelaciones de «Pandora Papers»

En el caso del PL está Kathia Marcela Crivelli, la candidata a diputada más votada por este partido en el departamento de Cortés, hija de Leopoldo «Polo» Crivelli, quién ha estado en la alcaldía de Choloma por más de treinta años.

Crivelli ha sido señalado por actos de corrupción en Honduras, y mencionado por capos de la droga en la Corte del Distrito Sur de Nueva York. Además, ha generado molestias en la población de Choloma al no poner alto a Ciudad Morzazán, proyecto de las ZEDE que actualmente se edifica en el municipio.

En la mañana del 29 de octubre, Polo Crivelli suspendió un cabildo abierto acordado con organizaciones obreras y de sociedad civil, para declarar al municipio de Choloma libre de ZEDE. Según los habitantes del lugar, este proyecto amenaza con expropiar sus propiedades.

Otro caso muy sonado es el de Leonel López, quien busca un curul en el Congreso por el departamento de Yoro. Leonel López fue el candidato a diputado más votado en el departamento de Yoro en las elecciones primarias, y es hermano del actual alcalde de El Progreso y secretario general del PL, Alexander López quien lleva 16 años en el poder y está buscando otro cuatrienio. 

La alcaldía de El Progreso, departamento de Yoro, ha sido herencia familiar por décadas. Alexander López ha tenido la influencia del expresidente Roberto Micheletti, quién ha sido un cacique en el departamento. Aunque en la actualidad ya no es así, López tiene una estrecha relación con el candidato presidencial de su partido, Yani Rosenthal.

La abogada Maribel Espinoza explica a Contracorriente que, cuando la Ley Electoral no se refiere al nepotismo, lo permite, y cuando tampoco establece normas éticas de conducta para los candidatos a cargos de elección popular, permite que ciudadanos impregnados de corrupción, que hayan cometido delitos, o estén en proceso de investigación, participen en procesos electorales.

Maribel Espinoza es candidata a diputada por el departamento de Yoro en el Partido Salvador de Honduras (PSH), además, fue vicepresidenta del Comité Central Ejecutivo del Partido Liberal (CCEPL). En 2019, la abogada desistió de participar como aspirante a un cargo en el CNE, argumentando «poca credibilidad en el sistema electoral del país».

«Por eso es que no es nada extraño que, especialmente en el PN, haya candidatos con juicios pendientes y con señalamientos de corrupción y narcotráfico, porque la Ley no les impide su participación, más bien (la Ley) solo los señala hasta que sean condenados», afirma la abogada Espinoza.

Ante esto, el abogado Josue Murillo menciona que, aunque estos partidos políticos ejerzan poder a nivel económico para doblegar o manipular la voluntad de los pueblos más necesitados del país, estos están perdiendo la confianza ciudadana por los actos de corrupción en los que sus militantes están involucrados.

Familias «casi» completas

Actualmente, Xiomara Castro es la candidata presidencial por el Partido Libre. Como diputada por el departamento de Francisco Morazán está su hija, Xiomara Hortencia Zelaya Castro, mientras que su hijo, Héctor Zelaya, es el jefe de campaña de su candidatura. Además, su esposo, el expresidente Manuel Zelaya Rosales, fue diputado por el Congreso Nacional en el periodo de 2014 a 2017, y  es coordinador del Partido Libre desde su fundación en el año 2013.* Y su cuñado, Carlos Zelaya (hermano del expresidente Zelaya), va en busca de la reelección como candidato a diputado por el Partido Libre en el departamento de Olancho.

El expresidente Manuel Zelaya junto a su hija, la candidata a diputada por el Partido Libre Xiomara Zelaya Castro. Tegucigalpa, 9 de agosto de 2019. Foto: Martín Cálix.

No es primera vez que Xiomara Castro incursiona en la política partidista. Luego del golpe de Estado en junio del 2009, Xiomara Castro asumió su primera candidatura a la presidencia en 2013. En ese año el expresidente Porfirio Lobo Sosa resultó ganador en las urnas.*

Los intentos de entrevista a Xiomara Castro y Héctor Zelaya no fueron atendidos hasta el cierre de esta nota.

En 2017 Xiomara Castro volvió a lanzar su candidatura, sin embargo, en ese año cedió su candidatura para conformar  la Alianza de Oposición contra la Dictadura que fue encabezada por el ingeniero Salvador Nasralla. En esta alianza, conformada por el Partido Libre, Pinu-sd y Partido Anticorrupción (PAC), Xiomara Castro postuló como primera designada presidencial, y su esposo, José Manuel Zelaya, como coordinador de la Alianza de Oposición. En esta ocasión, el entonces Tribunal Supremo Electoral, declaró ganador al presidente Juan Orlando Hernandez de manera consecutiva.

Héctor Zelaya ondea la madera nacional atrás de su madre, la candidata presidencial Xiomara Castro, durante el discurso de su madre el pasado 15 de septiembre en la plaza central Francisco Morazán de Tegucigalpa. Héctor es hijo de Xiomara Castro y el ex presidente y coordinador general de Libre, Manuel Zelaya. Tegucigalpa, 15 de septiembre de 2021. Foto: Martín Cálix.

Actualmente el escenario es similar, debido a que en la alianza «de hecho», conformada por los partidos Libre, Pinu-sd, y PSH a nivel presidencial, es Xiomara Castro quien va a la cabeza como candidata presidencial, y el ingeniero Salvador Nasralla como primer designado presidencial.

Recomendamos leer: Una alianza tardía cambia el panorama electoral en Honduras

Como diputada por el departamento de Francisco Morazán en el PSH está Iroshka Elvir, esposa de Salvador Nasralla. Iroshka manifestó en una entrevista con Contracorriente que, independientemente de ser esposa de Nasralla, desde pequeña se ha interesado por participar en la política hondureña.

«De pequeña escribí en un cuaderno las cosas que iba a hacer cuando fuera diputada del Congreso Nacional, porque siempre soñé ser diputada del Congreso y estar en política», expresa Iroshka Elvir.

La candidata a diputada comenta que ha llevado cursos con la Fundación Friedrich Naumann y con la Fundación Friedrich-Ebert-Stiftung, fundaciones que, en sus palabras, difunden distintas ideologías, proporcionándole esto un balance.

Héctor Zelaya y su madre, la candidata a la presidencia de la república por el Partido Libre, Xiomara Castro, junto a Salvador Nasralla e Iroshka Elvir, en el anuncio de la alianza de hecho de los Partido Libre, PSH y PINU. Tegucigalpa, 13 de octubre de 2021. Foto: Martín Cálix.

El candidato a la presidencia por el partido Nueva Ruta, Esdras Amado López, también cuenta con la participación de su familia en la política. Como candidata por el departamento de Francisco Morazán está su esposa, Milagros González Zelaya, y como diputado suplente su hijo, Esdras Ariel López. Milagros González es licenciada en politología y gerente ejecutiva del Partido Nueva Ruta.

Esdras Amado López fue diputado por el Congreso Nacional en la bancada del Partido Libre en el período 2014-2017, también, fue subcoordinador del Partido Libre desde su fundación en el año 2013 hasta el año 2016, en donde denunció la imposición de Patricia Rodas en el cargo por parte del expresidente Manuel Zelaya.

En una encuesta realizada por Contracorriente al candidato presidencial, Esdras Amado López explica que ha cambiado de partido político en su trayectoria debido a la «búsqueda de mejores espacios por Honduras». El licenciado en periodismo se identifica con ideología de centro, y entre las áreas en las que busca realizar cambios como presidente de Honduras están: el Estado de derecho, derechos humanos, y voluntad soberana de los pueblos. 

Se posiciona en contra de las ZEDE, a favor de la participación de la iglesia en la toma de decisiones públicas, y en contra de la legalización del aborto por las tres causales universales y el matrimonio entre parejas homosexuales.

El periodista y candidato a la presidencia por el Partido Nueva Ruta, Esdras Amado López, a su salida de la sede del Consejo Nacional Electoral junto a Romeo Vásquez Velásquez. Tegucigalpa, 27 de mayo de 2021. Foto: Martín Cálix.

Caudillismo en los partidos políticos: la consecuencia de su debilitamiento

«Este es un problema que resulta de la debilidad de los partidos políticos. No es muy difícil pensar en que pueda haber un candidato presidencial capaz, o candidatos o candidatas a la diputación o alcaldías capaces, sino que al final los partidos políticos terminan enlistando a los mismos de siempre, y, para muchos, estos partidos políticos son negocios familiares» indicó a Contracorriente el director del Instituto Holandés para la Democracia en Honduras (NIMD), Luis Daniel León.

El abogado Luis Daniel León también señala que este debilitamiento en los partidos se ve reflejado cuando no hay inclusión de mujeres, jóvenes, o poblaciones subrepresentadas en la política. «Los partidos políticos tampoco tienen interés en abrirse a la participación ciudadana, y es preocupante ver como siempre son amigos, familiares, o socios. Todo eso se traduce en una democracia que no avanza», agrega.

En esto concuerda la abogada Maribel Espinoza, quién manifiesta que el caudillismo dentro de los partidos políticos impide la democratización dentro de los mismos. Del mismo modo, la abogada afirma que, al existir caudillos dentro de los partidos políticos, las decisiones más importantes del país quedan en manos de un reducido grupo de personas.

Respecto a la Ley Electoral, Espinoza propone una revisión profunda de la misma, para que esta abra las puertas a la mayoría de ciudadanos y ciudadanos y estos postulen a cargos de elección popular.

El analista político Josue Murillo pone de ejemplo la adhesión de Salvador Nasralla a la alianza «de hecho» con Xiomara Castro como un visible intento fallido de romper con el bipartidismo, en donde las corrientes políticas fuertes del país siguen generando un epicentro en torno al cual se construyen las fuerzas políticas.

En este escenario, el abogado manifiesta que solo quedan dos vías para poner un alto a las parentelas dentro de los partidos políticos: la primera es que los partidos entren en un proceso de reflexión y autodepuración, replanteen sus reglamentos y normas internas, evitando de esta forma actos de corrupción y nepotismo.

La segunda es que la ciudadanía no se identifique con estos partidos y forme sus propias corrientes, tomando en cuenta que tendrán que pelear con candidatos que ya tienen sus tentáculos en instancias del Estado, en la empresa privada, y algunos con una sociedad civil que les respalda.

«El nepotismo no es más que una de las modalidades de corrupción más comunes que existen. Esto es un insulto a la dignidad del pueblo, que necesita autoridades de verdad, no personas que utilicen logros de otros trabajadores como consecuencia de no estar preparados para un puesto importante en alguna Secretaría del Estado. No se puede construir democracia, gobernabilidad, ni Estado de derecho sin instituciones fuertes y sin confianza ciudadana», asegura el abogado.

ACLARACIÓN:

  • En el texto publicado el pasado 31 de octubre se colocó por error que el Partido Libertad y Refundación (Libre) se fundó en el año 2013, sin embargo, la fundación de este partido fue en el año 2011.
  • En el texto publicado el pasado 31 de octubre se colocó por error que el expresidente Porfirio Lobo Sosa ganó las elecciones generales del año 2013, sin embargo, en este año el presidente Juan Orlando Hernández resultó ganador de las urnas.
  • Publicaciones recientes
Sobre
Estudiante de periodismo en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH). Partidaria de conectar a través de las ansias de mejora colectiva. Cada día más empática en esta humana profesión.

Comparte este artículo

1 comentario en “Herencia de caudillos: una amenaza para desarrollo democrático en Honduras”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.